miércoles, 4 de diciembre de 2013

Brasil asegura "derecho a manifestarse", pero anunció plan contra la violencia en el Mundial

COSTA DO SAUIPE.- En la antesala del sorteo del Mundial, durante el "Media Day" de FIFA en el centro de prensa de Costa do Sauipe, cuatro integrantes de las fuerzas de seguridad brindaron una conferencia de prensa y dejaron su parecer sobre los hechos de violencia que aquejaron a Brasil durante la Copa de las Confederaciones. "Vamos a asegurar el derecho a manifestarse, porque es algo democrático, pero queremos evitar que se llegue a la violencia", anunciaron. De cara al Mundial de Brasil 2014, este es uno de los puntos que más preocupa a la organización.

La conferencia sobre seguridad estuvo a cargo especialistas en defensa, encargados de seguridad del gobierno brasileño y responsables de ese área del comité organizador. "Las protestas populares como las que se registraron en junio pasado durante la Copa Confederaciones, aunque preocupan al gobierno brasileño, no serán prohibidas en las ciudades que serán sedes del Mundial de Brasil 2014. Estamos preocupados con cohibir la violencia en las manifestaciones. Las manifestaciones forman parte del derecho democrático y nosotros, los de las fuerzas de seguridad, estamos aquí para garantizar ese derecho", afirmaron.

Y desde el gobierno dieron un paso más: avisaron que están trabajando en un protocolo de acciones para la policía en caso de que se produzcan acciones violentas. "Vamos a asegurar un proceso de seguridad pública. La gente puede protestar, puede hacer manifestaciones, pero sin violencia. Es importante un protocolo del proceso de actuación de las fuerzas públicas, así queda para conocimientos de todos: policía, periodistas y público en general", comentaron. Y agregaron: "Realizamos un seminario de gestión en el que escogimos algunas propuestas. Actualmente tenemos un evento con policías de Río de Janeiro, Sao Paulo y Bahía para trabajar exactamente en un protocolo de actuación que será distribuido a todas las ciudades sedes del Mundial".

La Copa Confederaciones no dejó la mejor imagen al respecto, producto de las manifestaciones que terminaron en duros enfrentamientos entre los manifestantes, que estaban en contra del aumento del gasto público para estos eventos, y la policía. Es más, la organización confesó que llegó a mover 55 mil policías para sólo un día de manifestaciones en junio último.

Atacan la reventa. "Siempre estamos preocupados con esa posibilidad. Discutimos el asunto de los precios y creo que llegamos a uno justo. Lo que no aceptamos es que alguien compre una entrada para revenderla y ganar dinero. Eso es lo que queremos combatir", avisaron.

NOTA. El artículo "Brasil asegura "derecho a manifestarse", pero anunció plan contra la violencia en el Mundial" fue publicado el 4 de diciembre de 2013 en canchallena.com.